Iniciativa del Minam impactará en la protección de la biodiversidad y en acciones frente al cambio climático.

El Ministerio del Ambiente (Minam) viene desarrollando un sistema de clasificación de finanzas ambientales basado en las actividades económicas respetuosas con la naturaleza y sus recursos, contribuyendo así con la movilización de capital público y privado hacia inversiones sostenibles.

En el campo técnico, a esta clasificación se le conoce como “Taxonomía nacional de finanzas verdes”, que es uno de los puntos principales de la Hoja de Ruta de las Finanzas Verdes.

Al respecto, el viceministro de Desarrollo Estratégico de los Recursos Naturales, Alfredo Mamani, dijo que asegurar el bienestar de la población y orientar al país hacia el desarrollo basado en una economía verde son ejes prioritarios para el sector Ambiente. “Esto permite cumplir con nuestra ambición climática y asegurar la sostenibilidad de los recursos naturales”, manifestó.

Con esa óptica, la Dirección General de Economía y Financiamiento Ambiental del Minam realizó dos talleres de capacitación, contando con la participación de unos 400 representantes de sectores clave a fin de sensibilizarlos acerca de la importancia de contar con una taxonomía de finanzas verdes.

Dichas sesiones contaron con el apoyo de la Cooperación Alemana para el Desarrollo, a través del Proyecto BioInvest.

Esta iniciativa busca promover el desarrollo sostenible y generar oportunidades de crecimiento ecoamigable en el sector privado.

 

 







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.