El Congreso de la República alista nuevo retroceso en materia medioambiental.

El Ministerio del Ambiente se ha pronunciado en contra de que el Congreso de la República apruebe por insistencia los cambios a la Ley forestal y de fauna silvestre. A través de su cuenta de Twitter, la institución alegó que la acción pondría en riesgo la diversidad del país a través de la deforestación y otras prácticas.

La publicación asegura que existe un disposición complementaria que “permitiría el cambio de uso de tierras para fines agropecuarios, lo que afectaría todo tipo de ecosistema en nuestro país”.

En rigor, la norma afecta directamente a la autoridad del Minam y su papel rector en el control de las amenazas que se ciernen contra el clima y el conjunto de la diversidad vegetal y animal de nuestro país. Además, merma directamente su participación y abre nuevas tareas al Ministerio de Agricultura, que no es otra cosa que una autorización para decidir la zonificación forestal, según una editorial de La República

Con relación a las poblaciones indígenas, el Minam señala que si bien la actual ley fue aprobada por consulta previa, los cambios que se pretenden realizar desde el Congreso “no cuenta con la participación de ninguna organización que los represente”. El hecho atentaría contra los intereses de las comunidades que podrían verse afectadas por las adaptaciones que se pretenden realizar.

Sobre los convenios internacionales firmados por el Perú, se señala que la iniciativa debilitaría dichos acuerdos. La publicación del Ministerio del Ambiente menciona el Convenio de las Naciones Unidas sobre la Diversidad Biológica, la misma que ha sido ratificada por 196 países.

El texto sustitutorio será discutido este lunes 29 en el pleno del Congreso. La propuesta ha sido cuestionada por la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA), que envió un informe al presidente Pedro Castillo y al primer ministro Aníbal Torres para exponer las razones para observarla. Entre esas advertencias está la afectación a la agricultura sostenible, la promoción de la deforestación ilegal y la invisibilidad de los derechos de los pueblos indígenas.







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.