A puertas de la próxima COP28 en los Emiratos Árabes Unidos, Milagros Sandoval, directora general de Cambio Climático y Desertificación del Minam, señala también que el país contará por tercera vez en la historia con un Pabellón en el evento.

¿Cómo será la participación del país con miras a esta COP?

La participación del Perú este año en la COP28 estará enfocada en participar activamente en las negociaciones de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, así como también a promover la participación activa de actores estatales y no estatales en el Pabellón Perú COP28.

¿Cuáles serán los temas que abordarán en esta conferencia clave?

Conforme lo ha señalado la señora ministra, Albina Ruiz, este año llevaremos dos temas clave. El primero, una posición firme en las negociaciones, respecto a contar con un Fondo de Pérdidas y Daños, que será un paso hacia la justicia climática y el apoyo hacia aquellos países como el Perú que ya viene sufriendo las consecuencias de cambio climático, como la pérdida acelerada de nuestros glaciares, afectando la seguridad hídrica con énfasis en la agricultura y la formación de nuevas lagunas, lo que podría ser un detonante para la ocurrencia de aluviones.

¿Cuál será el segundo aspecto que estará impulsando el Minam en la COP28?

El segundo tema clave es el impulso del Perú para la creación de un Programa Climático para Mujeres Indígenas. Esto permitirá fortalecer las capacidades en adaptación y mitigación a cerca de 3 millones de mujeres indígenas y facilitar el acceso a fondos.

¿Qué importancia tiene el Pabellón Perú en esta ocasión?

Contaremos por tercera vez en la historia de las COP con un Pabellón, que es un espacio propio para compartir nuestros avances en la acción climática, conseguir el apoyo de otros países y de la cooperación internacional para implementar nuestras medidas de adaptación y mitigación.

¿Cuál será la agenda que se desarrollará en este espacio?

Contaremos con aproximadamente 50 eventos durante las dos semanas de duración de la COP 28, teniendo seis ejes temáticos: (I) Montañas y agua; (II) Bosques; (III) Transición energética; (IV) Océanos; (V) Ciudades sostenibles; (VI) Economía circular. Estos ejes incorporarán de manera transversal otras temáticas clave, tales como seguridad alimentaria; salud; financiamiento climático; género; entre otros, donde participarán actores estatales como no estatales incluyendo las organizaciones representativas de los pueblos indígenas, el sector privado, la academia, los jóvenes, entre otros.

¿Cómo beneficia al Perú el establecimiento de un Fondo de Pérdidas y Daños?

El Perú llevará una posición firme a las negociaciones de la COP 28, respecto a contar lo más pronto posible con operacionalizar el Fondo de Pérdidas y Daños, que fuese aprobado en la COP27 realizada en Egipto. Este tema es especialmente importante para nuestro país, ya que venimos sufriendo las graves consecuencias del cambio climático, como la pérdida acelerada de más del 53 % de nuestros glaciares.

¿Qué avance esperan respecto a este fondo?

De la mano de los países en desarrollo, particularmente quienes conformamos el grupo de negociación Asociación Independiente de Latinoamérica y el Caribe – AILAC, esperamos avances importantes que permitan la puesta en marcha del fondo incluyendo decisiones vinculadas a la institución que lo gestionará, que dicho fondo cuente con financiamiento adicional al ya existente, que el financiamiento apoye acciones para atender impactos asociados a eventos extremos así como aquellos de evolución lenta, entre otros requerimientos.

¿Qué tan susceptible es el Perú a problemas globales como el cambio climático?

En el caso del Perú, las alteraciones en el clima han generado el aumento en la frecuencia y la intensidad de los peligros como El Niño, las sequías, las heladas, las lluvias intensas, las olas de calor, entre otros. El Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (2014), estima que del total de desastres en el Perú el 67 % son eventos relacionados con los fenómenos climáticos; así como 5.5 millones de peruanos están expuestos a precipitaciones muy intensas; 2.6 millones a periodos secos y 5.6 millones de ciudadanos se encuentran expuestos a periodos fríos.

“A través de estas tres medidas seguimos en el camino para lograr reducir nuestras emisiones al 40 % al año 2030”.

¿Este escenario puede representar también oportunidades para el país?

El Perú es un país susceptible a un crecimiento económico tomando acción frente al cambio climático. A través de nuestro estudio denominado Costos y Beneficios del Carbono Neutral: Una Evaluación Robusta, elaborado conjuntamente con el Banco Interamericano de Desarrollo y las universidades del Pacífico y de Costa Rica, se señala que el Perú puede llegar a ser carbono neutral al 2050; asegurando el bienestar de todos los peruanos y peruanas y generando una economía sostenible.

¿A qué se debe la integración de las tres nuevas medidas de mitigación en la Contribución Determinada a Nivel Nacional?

Efectivamente, este año hemos integrado tres nuevas medidas que forman parte de la Contribución Determinada a Nivel Nacional, que hemos denominado como Nuestro Desafío Climático o NDC. Ello se debe a la ratificación que hace el Estado peruano a la ambición climática que se requiere para cumplir con el Acuerdo de París y asegurar el bienestar de todas y todos los peruanos.

¿En qué consisten estas medidas incorporadas?

Estas medidas son I) La medida de mitigación “Conservación y gestión sostenible de turberas amazónicas” que se implementará en más de un millón de hectáreas de turberas amazónicas, ubicadas en Loreto, Ucayali y Madre de Dios. Esto representa el 4.74 % de los bosques amazónicos peruanos. II) La medida de mitigación “Gestión Efectiva en las Áreas de Conservación Regional”, que conservará más de tres millones de hectáreas de bosque, ubicadas en 17 Áreas de Conservación Regional de la Amazonía. III) La medida de mitigación “Reducción de las emisiones de óxido nitroso en la industria de fabricación de ácido nítrico”, que se utiliza para la producción de fertilizantes artificiales a base de nitrógeno.

¿Qué expectativas tiene sobre lo que se puede lograr en la próxima COP28?

Desde el Perú esperamos que las decisiones del primer balance mundial contengan mensajes políticos claves que aceleren la acción en los próximos años, repercutiendo de manera decidida en los procesos nacionales de planificación, implementación y monitoreo de las medidas de adaptación y mitigación ante el cambio climático.

Es una urgencia que se den pasos acelerados frente a la crisis climática…

Para el Perú es importante que esta decisión del balance mundial catalice la acción y apoyo (incluyendo el financiamiento de la cooperación) para temas prioritarios del país para los próximos años, como son la imperiosa necesidad de mantener nuestra Amazonía en pie, realizar acciones efectivas para reducir la pérdida de nuestros glaciares tropicales, promover el manejo sostenible de nuestros ecosistemas marino costeros, así como el tránsito efectivo hacia una energía y transporte con fuentes renovables.







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.