Además de la caza y el tráfico de fauna silvestre, la principal amenaza para la especie es la  pérdida de su hábitat. Expertos llaman a tomar acciones de conservación.

Por segunda vez consecutiva, el mono machín de Tumbes (Cebus aequatorialis) ha sido incluido en la lista de los 25 primates más amenazados del mundo, una nómina elaborada por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) y la Sociedad Internacional de Primatología (IPS).

Según Russ Mittermeier, presidente del Grupo de Especialista de Primates de la UICN, el 99 % del hábitat de esta especie se ha perdido a nivel global. En territorio peruano, el primate habita únicamente en el bosque tropical del Pacífico, ubicado íntegramente en Tumbes. Es decir, este es su último refugio en nuestro país.

En esta región, la especie es resguardada en el corredor de unidades de conservación compuesto por el Parque Nacional Cerros de Amotape y la Reserva Nacional de Tumbes del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (SERNANP).

“Además de la caza y el tráfico de fauna silvestre, la principal amenaza para el mono machín de Tumbes es la fragmentación de los bosques generada por la pérdida de su hábitat, principalmente en la zona de su distribución ubicada en Ecuador”, dijo Fanny M. Cornejo, directora ejecutiva de la Asociación Civil Yunkawasi y coautora de la publicación que describe el estado de esta especie.

Desde 2019, instituciones estatales y civiles unen esfuerzos para la conservación de esta especie dispersora de semillas que poliniza flores y controla plagas. 

Debido a la alerta, el Gobierno Regional de Tumbes, el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (SERFOR), el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (SERNANP) y la Asociación Civil Yunkawasi han anunciado la elaboración del Plan de Acción Regional para la conservación del mono machín de Tumbes y el mono coto.

En paralelo, desde 2019 se realiza el monitoreo de este primate en la Estación Biológica El Caucho, ubicada en el Parque Nacional Cerros de Amotape. Además, investigadores de la Universidad San Francisco de Quito realizan coordinaciones para generar acciones de conservación, debido a que la especie se encuentra únicamente en el sur de Ecuador y norte de Perú.







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.