Esta novedosa propuesta busca generar buenos hábitos de lectura en niños y niñas en etapa escolar.

Para fomentar la lectura desde las aulas y cerrar las brechas educativas, la escuela de educación superior Toulouse Lautrec y la ONG PAN Perú presentaron Biblioblock, la primera biblioteca lúdica que se implementa en la ciudad de Canta. 

Esta novedosa propuesta busca generar buenos hábitos de lectura en niños y niñas en etapa escolar, se puso en marcha en la Institución Educativa Estatal Gabriel Moreno ubicada en la localidad. Gracias a su innovador diseño funcional y atractivo de la biblioteca, ayudará a enriquecer la concentración, la memoria e imaginación de los más de 300 estudiantes de la zona que se beneficiarán con este proyecto. 

“Hoy el diseño es una herramienta que te permite realizar cosas trascendentales y generar un cambio positivo en la sociedad. A través de esta iniciativa, quisimos crear un espacio propicio donde los estudiantes estén a gusto y disfruten un buen momento de lectura; priorizando su comodidad y seguridad. De esta manera, contribuimos en su formación y aprendizaje”, dijo Claudia Tassara, coordinadora académica de Diseño de Toulouse Lautrec.

Para el diseño de este proyecto se han adaptado los espacios a las nuevas necesidades y tendencias de los escolares. “Hemos aplicado la teoría del color e incorporado al diseño aspectos naturales, que identifican a la localidad.  Estas características siempre repercuten en la creatividad de las personas y los colores de la naturaleza fortalecen la concentración y autocontrol.”, señala Tassara

Biblioblock cuenta con una zona de cómputo y un espacio de almacenamiento de libros, el cual tiene un diseño llamativo que invita a los niños a leer. Asimismo, tiene una mesa de trabajo, donde pueden estudiar, pintar y realizar otras actividades académicas.

Por su parte, Diego Blancas, director ejecutivo de la ONG Pan Perú, señala que esta propuesta favorecerá a cuatro centros educativos de la comunidad canteña, que podrán acceder a la biblioteca creativa. 

“Nuestro compromiso con la educación es prioritario. Sabemos que uno de los grandes desafíos en el sector es la deficiente  comprensión lectora, esto se debe a que muchos de ellos no disfrutan lo que leen y se sienten obligados hacerlo. Los principales factores son la falta de hábito y el acceso a las bibliotecas, con estos proyectos buscamos contribuir con la solución de este problema.”, señala Blancas. 

Cabe señalar que la realización de este proyecto se logró gracias a la intervención de Ana Luz Ruiz Oscorima, Claudia Landeo Yanez, Melannie Dueñas y Hernan Augusto estudiantes de la carrera de Arquitectura de Interiores. Además, se contó con la participación de los padres de familia de la comunidad para la etapa de implementación.







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.