Innovación y sostenibilidad

Por: Patricia Barrios
Gerente de Estrategia e Innovación de la Universidad Continental


A través del tiempo, las bases que han sostenido las diferentes civilizaciones y desarrollos industriales han pasado por transoformaciones dramáticas para impulsar la evolución tecnológica. Sin embargo, la Cuarta Revolución Industrial está sucediendo a una velocidad sin precedentes y las organizaciones que liderarán este cambio exponencial serán las que logren aplicar exitosamente tecnologías disruptivas (como robótica, fabricación digital, IoT, analítica de datos, blockchain) para crear soluciones con mayor potencial de impacto.

Patricia Barrios, gerente de Estrategia e Innovación de la Universidad Continental

Las relaciones entre los proveedores, intermediadores y consumidores se difuminan mucho más rápido de lo que estamos preparados para afrontar. Los fundamentos de la estrategia empresarial han tenido que ver, históricamente, con el concepto de cadenas productivas y de cómo éstas pueden capturar el mayor valor posible del mercado, vinculando transacciones a través de operaciones predecibles.

Sin embargo, hoy, con el aumento de la tecnología digital, es posible conectar a personas fuera de la cadena de valor tradicional y ofrecer productos y servicios de mayor calidad a menor costo. Las relaciones entre los actores de la cadena de valor son cada vez más fluidas y el precio, así como el costo de los bienes y servicios, será cada vez más volátil. Asimismo, cada vez más, los límites que diferencian una industria de otra se están erosionando. Por ejemplo, ahora es difícil distinguir una empresa de telecomunicaciones de una de entretenimiento. La única certeza es que, ante este entorno incierto, las empresas deberán conectar con propósitos que trasciendan sus modelos de sostenibilidad financiera para crear confianza y predictibilidad en la elección de sus clientes.

La realidad es que, como dice Klaus Schwab, no es más el pez grande el que se come al pequeño, sino el más rápido el que se come al más lento. Y, finalmente, la revolución de la democratización de oportunidades puede ocurrir realmente. ¿Cómo podemos hacer, entonces, grandes y pequeños para jugar un rol fundamental (y significativo) en esta revolución de oportunidades? Los siguientes principios nos pueden orientar:

  1. Cuestiona tu modelo de negocio: ¿Cómo lograr mayor impacto al menor costo posible? La Cuarta Revolución Industrial acelerará la manufactura, reduciendo costos y maximizando oportunidades de escala. La adaptabilidad al cambio y la capacidad para llevar a cabo procesos de transformación serán críticas para tomar ventaja de oportunidades así como de nuevas plataformas. Si eres una de las empresas que creen que pueden capturar valor del mercado de manera indefinida, estás en riesgo de perder ventaja. Pensemos en Kodak, que no logró adaptarse a las expectativas de sus clientes y que perdió relevancia por un “competidor” que no logró ver, como Facebook.
  2. Apalanca tu estrategia sobre plataformas: lo que la cadena de valor fue para la industria tradicional, la plataforma lo es para las empresas de hoy. Una plataforma es la combinación entre la interoperabilidad de estándares y sistemas a través de los que vendedores y consumidores pueden interactuar de manera directa y segura. Las plataformas más exitosas son las que logran recolectar data y pagos creando experiencias deseables. Por ejemplo, pensemos en la interoperabilidad entre Google y Search Engine.
  3. Diseñar experiencias estimulantes: debido a que la próxima revolución industrial será liderada por empresas que logren crear soluciones digitales de gran escala, la diferenciación se dará por la posibilidad de conectar de manera significativa y personalizada con el cliente.

Vivimos un contexto ideal e irrepetible para resolver los retos perpetuados a partir de estructuras y sistemas desiguales de poder. Las soluciones exponenciales ya no serán desarrolladas necesariamente por quienes han llevado la batuta hasta el momento, sino por quienes logren entender efectivamente problemas y necesidades para proponer soluciones de alto impacto y gran escala.

Etiquetas: ,