• A la fecha 88 organizaciones se han inscrito en la Huella de Carbono Perú y 26 han reportado sus emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI).
  • Durante ciclo virtual se abordaron los pasos a seguir para medir emisiones.

 Cada vez son más las empresas comprometidas en hacer frente a la crisis climática y contribuir a la construcción de un país resiliente y bajo en carbono. Así, el día de ayer se realizó el II taller del Ciclo Virtual sobre la Huella de Carbono Perú que abordó los pasos a seguir para medir las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) de una organización.

“La Huella de Carbono Perú es una herramienta que permite a las organizaciones públicas y privadas visibilizar su aporte al desarrollo sostenible, a través de sus esfuerzos de reducción de emisiones de GEI, y con ello alcanzar la aspiración del país de ser carbono neutral en la segunda mitad de siglo”, sostuvo la Directora General de Cambio Climático y Desertificación del Ministerio del Ambiente (Minam), Laura Secada.

En ese sentido, Secada destacó la importancia del sector privado como un aliado clave para el Estado peruano en aras de cumplir con los compromisos climáticos en el marco del Acuerdo de París y aumentar nuestro sentido de urgencia y ambición, a través de una respuesta de acción colectiva y articulada entre los diversos sectores del Estado y de los actores no estatales.

Asimismo, Rogelio Campos, especialista responsable de la Huella de Carbono Perú, destacó que esta herramienta permite a las empresas ser más eficientes y competitivas. “Es un elemento que brinda un valor agregado y que, además, contribuye a la acción frente al cambio climático. Junto a ello, provee información clave a los actores, como insumo al reporte de sostenibilidad, para el logro de sus metas corporativas”, aseveró.

Sostenibilidad ambiental

Durante la sesión virtual, Mayra Matos, Gerente de Operaciones de Parque Arauco, destacó cómo esta organización dedicada a desarrollar y administrar centros comerciales en Perú, Chile y Colombia han implementado una hoja de ruta frente al cambio climático que les ha permitido durante el 2019 reducir el 68% de la intensidad de sus emisiones de GEI en el país, respecto al año 2018.

“En nuestros centros comerciales, trabajamos sobre indicadores clave vinculados a la gestión de nuestra huella de carbono, como el consumo energético, el cambio de luminarias a LED, el uso de fuentes renovables e incluso que nuestros locales estén ubicados estratégicamente cerca de un sistema de transporte público”, acotó.

Por su parte, Fiorella Carrasco, especialista de ambiente de la mencionada organización, indicó que junto a ello esta corporación promueve la conciencia ambiental en sus centros comerciales al impulsar sistemas de movilidad más sostenibles. “Tan solo el año pasado 263 mil personas usaron los estacionamientos de bicicletas, además más de 32 mil personas participaron de las actividades de educación ambiental en nuestros centros comerciales”, agregó.

A la fecha 88 organizaciones se han inscrito en la plataforma Huella de Carbono Perú, de las cuales 26 han reportado sus emisiones de GEI, lo que reafirma el entusiasmo de las empresas por migrar hacia una nueva mirada de sostenibilidad.

El dato

El I Ciclo Virtual sobre la Huella de Carbono Perú cuenta con el apoyo del Proyecto para la Implementación de las Metas Climáticas del Perú, conocido como NDC Support Programme, que es implementado por el MINAM, con la asistencia técnica del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo y forma parte de la Iniciativa Internacional de Protección del Clima (IKI).







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.