Ha sido reconocida por la UNESCO como la mejor práctica educativa en Perú, Ecuador y República Dominicana

La metodología TiNi, que es reconocida por la UNESCO como una buena práctica de educación para el desarrollo sostenible global, en escuelas en Perú, Ecuador y República Dominicana,  ha sido creada por el programa de sustentabilidad Huellas de Cambio y Bupa Global Latinoamérica (BGLA), quienes se unen a la Asociación para la Niñez y su Ambiente (ANIA) para desarrollar empatía activa por la vida. De esta manera convierten a la naturaleza en un recurso pedagógico que genera vínculos emocionales con los estudiantes.

De acuerdo a Diego Fernández, CEO / Managing Director BGLA, el programa Huellas de Cambio acompaña su propósito de ayudar a las personas a tener vidas más largas, sanas, felices y crear un mundo mejor junto a las  comunidades. “Además refleja el compromiso que tenemos con las futuras generaciones. Con la implementación de la metodología TiNi no solo crearemos nuevos espacios de desarrollo sostenible para niños y jóvenes, sino también esperamos nutrir en nuestras futuras generaciones el amor por la vida en todas sus manifestaciones”, dijo.

Por su parte, Joaquín Leguía, fundador de ANIA, señaló que esta metodología fomenta la empatía activa por la vida y asegura que la TiNi permite “que las niñas y niños se emparenten con la naturaleza y la Madre Tierra sea reconocida y valorada en las escuelas como una maestra que ayuda a que los estudiantes crezcan conociendo, queriendo y cuidando la vida”, explicó.

¿Cómo funciona? 

Se trata de una metodología que emparenta a las niñas, niños y jóvenes con la Madre Tierra y los empodera como agentes de cambio para el desarrollo sostenible. Consiste en otorgarles un espacio de tierra, que puede ser desde tres macetas, donde crían la vida y la biodiversidad con cariño y generen bienestar para ellos mismos, las demás personas y la naturaleza.

La TiNi se puede implementar en el hogar, escuela, barrio y comunidad, en zonas urbanas y rurales, y en diversos ecosistemas. Es una metodología que permite desarrollar empatía activa por la vida y ayuda al desarrollo sostenible de las localidades.







Continúa con tu red social preferida

Al continuar serás un suscriptor gratuito

O continúa tu correo.

Escriba su correo electrónico con el que se suscribió para acceder

Suscríbete

Ya me suscribí.