Usando la energía de manera correcta

En septiembre de 2015, en una histórica Cumbre de las Naciones Unidas, los líderes mundiales adoptaron 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). En los próximos 15 años, los países de todo el mundo habrán de movilizar esfuerzos para poner fin a todas las formas de pobreza, luchar contra las desigualdades y abordar el cambio climático.

Este esfuerzo internacional es de importancia crítica para el futuro de nuestro planeta. Por ejemplo, a menos que se aborde el cambio climático, se espera que la temperatura de superficie promedio global aumente hasta 4.8 oC (8.64 °F) para el año 2100. Si se permite que esto ocurra, los huracanes y otras tormentas se volverían más fuertes, las inundaciones y las sequías se darían más a menudo, y las enfermedades infecciosas

Es por ello que Ajinomoto Co., Inc.  se ha comprometido en trabajar para alcanzar los ODS de tal manera que podamos marcar una diferencia tangible y positiva para el mundo. Un área en la que nos centramos muy específicamente es la energía renovable, que es esencial para la sostenibilidad de nuestro planeta y nuestros recursos.

Caso de estudio: Fábrica de Ayutthaya, AJINOMOTO CO.

Desde hace unos años, Ajinomoto Thailand LTD. introdujo un sistema de cogeneración de biomasa en su Fábrica de Ayutthaya. Un sistema de cogeneración utiliza una fuente de calor para generar la electricidad y el vapor requeridos, utilizando cáscaras de arroz como combustible. De esta manera, la cantidad de CO2 absorbido por las plantas a medida que crecen es aproximadamente la misma cantidad que emiten cuando se queman como combustible. En otras palabras, usar plantas como biocombustible es “neutro en carbono”.

Al convertirse de combustible fósil a combustible de biomasa, la fábrica pudo lograr una reducción de emisiones anuales de CO2 de aproximadamente 59.000 toneladas. Además, la fábrica pudo reemplazar una parte de su energía adquirida con energía generada en la planta, lo que redujo los costos de energía y aumenta la capacidad de mantener la fábrica en funcionamiento en caso de falla de energía.

Ajinomoto Co. está comprometida a implementar una economía circular a escala global, en los muchos países en los que trabajamos y hacemos negocios. Hacemos esto centrándonos específicamente en la reducción de desechos y la eliminación, el reciclaje, el intercambio y la conservación del medioambiente.

Caso de estudio: AJINOMOTO DO BRASIL INDÚSTRIA E COMÉRCIO DE ALIMENTOS LTDA.

En Ajinomoto Do Brasil, la generación de valor y la sostenibilidad son centrales para todas nuestras actividades. Por ejemplo, la caña de azúcar que se utiliza como la materia prima fundamental para producir el condimento umami AJI-NO-MOTO® está plenamente explotada en cada paso del proceso, creándose fertilizantes como un coproducto de la producción de aminoácidos. Estos fertilizantes se reaprovisionan a granjas locales, produciendo un conjunto diverso de cultivos que incluye tomates, uvas, granos de café y, por supuesto, más caña de azúcar.

En una iniciativa similar a la de Tailandia, el Grupo Ajinomoto en Brasil instaló calderas de biomasa en tres de sus fábricas ubicadas en el interior de São Paulo: Laranjal Paulista, Limeira y Pederneiras. Como resultado, en el período comprendido entre abril de 2016 y marzo de 2017, las emisiones de CO2 se redujeron en un 41% a una cifra cercana a cero. Además, estas suministran más del 80% de la demanda de procesos industriales con menor costo que los combustibles fósiles, mientras se reducen las emisiones del gas de efecto invernadero a prácticamente cero.

El compromiso de AJINOMOTO DO BRASIL con el medio ambiente no se detiene allí. A través de la educación interna y la cooperación en torno a “Las 3 R”, reducir, reutilizar y reciclar, también disminuyeron el consumo de agua en un 42%. Eso es el equivalente a cinco piscinas olímpicas de agua dulce por día.

Un compromiso continuo

Hasta el momento, las calderas de biomasa están operando en diez de nuestras fábricas en todo el mundo. Nuestro objetivo es tener un índice de energía renovable del 50% en todas nuestras operaciones, incluidas nuestras 108 fábricas, para el año 2030.

Asumimos nuestras responsabilidades con nuestros clientes, nuestros empleados, las comunidades locales en las que operamos y la Tierra misma. Seguiremos esforzándonos en el futuro por lograr los ODS de las Naciones Unidas mediante actividades como las descritas anteriormente.

Etiquetas: ,