Unión Europea implementa la economía circular como modelo para enfrentar el futuro

Por definición, la economía circular es reparadora y regenerativa y pretende conseguir que los productos, componentes y recursos en general mantengan su utilidad y valor en todo momento. Con esta perspectiva, Astrid Schomaker, Directora para Desarrollo Sustentable Global de la Dirección General para el Medio Ambiente de la Comisión Europea (DG Environment), resaltó que en países como el Perú se debe consolidar este modelo que le permite un desarrollo sostenible y competitivo a nivel global.

La experta alemana expuso en Lima en una charla magistral sobre “Economía Circular, Competitividad y Crecimiento Sostenible”, organizada por la EuroCámara y la Sociedad Nacional de Industrias con el apoyo de Centro Peruano-Alemán de Negocios Mineros. Schomaker explicó que es necesario implementar políticas que nos ayuden a desarrollar este nuevo modelo, de lo contrario no podremos superar los desafíos del futuro, ya que se estima que en el 2050 la población será de 9,500 millones y el 80% de ella vivirá en ciudades, demandando mayores recursos en materias primas, energía y agua que no podremos responder con los modelos económicos actuales.

El modelo que desarrolla la Unión Europea (UE) ayuda a reducir la generación de residuos y a generar mayores ventajas económicas, medioambientales y sociales. Es importante que cada país desarrolle nuevos modelos de producción y de consumo y que implementen tecnologías innovadoras que certifiquen menor contaminación y mayor sostenibilidad. Por ejemplo, solo en la UE un ecodiseño puede suponer un ahorro de 490 euros al año para los hogares.

Por otro lado, las autoridades deben concientizar a la población sobre la importancia de comprar o consumir productos más sostenibles, creando al mismo tiempo propuestas legislativas que obliguen –tanto a empresas como a los ciudadanos- a generar menores residuos. Por último, deben fomentar la creación de sistemas o procesos de reutilización y nuevos usos de residuos.

Según Schomaker, en Europa la aplicación de la Economía Circular podrá generar un ahorro neto anual de 600,000 millones de euros para las empresas, además de un incremento del PBI en un 1%. Esto podría replicarse en países de Latinoamérica como el Perú, pero para ello hay que fomentar el diálogo político sobre la sostenibilidad, comunicar y promover políticas eficientes en materia de recursos.

El evento contó con un panel de expertos como Cecilia Noriega, Directora General de la Dirección General de Asuntos Ambientales de Industria del Ministerio de la Producción; Sheila Zacarías, Directora de Calidad y Ecoeficiencia Ambiental del Ministerio del Ambiente; Juan Luis Denegri, Asesor del Viceministro de Minas del Ministerio de Energía y Minas y Elena Morales Bermúdez, Asesora del Director del Programa Jóvenes Productivos del Ministerio de Trabajo, quienes debatieron sobre la Transición de Perú hacia una Economía Circular.

Etiquetas: , ,