Los desafíos de la sociedad peruana

Por: Baltazar Caravedo
Presidente de Sistema B Perú

Las sociedades son sistemas complejos, que se desenvuelven en distintas dimensiones, que poseen lógicas diferentes, todas las cuales se integran cuando se manifiestan a través del comportamiento. La forma cómo se dan los vínculos puede llevar a la cohesión que permite su adaptabilidad o a su colapso y desaparición.

A través de su comportamiento, las sociedades y las organizaciones describen mensajes; éstos se encuentran en construcción y destrucción continua. La conexión entre el mensaje lingüístico y el comportamiento no es mecánico; el comportamiento no reproduce fielmente lo formulado en las normas y reglas. Suele ocurrir que hay una disociación profunda entre el mensaje que se declara y el mensaje que se practica. Se puede decir que hay un predominio de la contradicción.

En la sociedad peruana se producen dos procesos simultáneamente; uno destructivo y el otro constructivo. ¿Cuáles son los ejes que obstaculizan? Se puede señalar los siguientes: autoritarismo-corrupción, exclusión-violencia, depredación-desigualdad, desconfianza-desafectos. ¿Cuáles son los ejes que facilitan la transformación? Serían los siguientes: democracia-ciudadanía, transparencia- afectos positivos, desarrollo sostenible – integración-diálogo. Todos los elementos están articulados y forman un mensaje predominante. No obstante, las posiciones de los ejes o aspectos va cambiando conforme se desenvuelve la sociedad. Ello permite la aparición, emergencia y despliegue de nuevos mensajes. Entonces, ¿cómo es el mensaje predominante?, ¿el emergente?

El mensaje dominante de la sociedad peruana se puede formular de la siguiente manera: cinismo-corrupción-desconfianza- pesimismo. El mensaje emergente (que se encuentra subordinado) es el siguiente: compromiso ético-coherencia-confianza- colaboración-optimismo. La trama de la sociedad peruana se manifiesta recurrentemente en una dinámica de problemas y comportamientos que se resumen en la tabla No. 1. Las contradicciones se pueden manifestar en asociaciones que pueden parecer absurdas: una parte de los aspectos que ofrece la a tabla puede convivir con la otra, y de manera flexible y caprichosa.

¿Qué hacer para modificar la dinámica de la sociedad peruana? No es un asunto sencillo o de fácil solución. Se requiere quebrar los esquemas mentales y paradigmas vigentes, reestructurar los mecanismos de asociación del inconsciente, modificar las prácticas y los comportamientos habituales. Quizá la pregunta que habría que hacer es la siguiente: ¿Cómo hacer predominar los ejes constructivos?, ¿cómo reducir el peso de los ejes destructivos? Es necesario iniciar el desmontaje del paradigma ético vigente a través de la configuración de un nuevo tipo de organización que cohesione, integre y redefina su sentido.

Etiquetas: